El desequilibrio hormonal en las mujeres puede ser por diversas causas, una de ellas por la dominancia de estrógeno, conoce aquí los detalles y síntomas

¿Has escuchado de la dominancia de estrógeno? Se da cuando hay MUCHO ESTRÓGENO Y POCA PROGESTERONA.
El estrógeno es la hormona dominante en la primera mitad del ciclo menstrual y la progesterona es la que predomina durante la segunda mitad. Pero cuando hay dominancia estrogénica, el estrógeno prevalece durante todo el ciclo. Por lo tanto, no es solo tener niveles altos de estrógeno, sino que estos están desequilibrados en comparación con los niveles de progesterona (producir poca o ninguna). Estas hormonas (y otras) están interconectadas y se afectan entre sí.

Si una está fuera de control, el resto las sigue. Es por eso que, cada mujer, dependiendo de su caso, puede experimentar varios de estos síntomas:

  • Síndrome premenstrual intenso y períodos abundantes: incluso tener más dolor, debido a los receptores de estrógenos que tiene nuestro sistema reproductivo.
  • Ganancia de peso: porque el estrógeno le indica al cuerpo que almacene más grasa y agua.
  • Alteraciones del sueño: la progesterona promueve el sueño, al no poder dormir bien también se activa el cortisol. Todo un círculo que se retroalimenta.
  • iroides baja: el estrógeno y la tiroides funcionan muy bien juntos, pero la dominancia puede conducir a un hipotiroidismo y todo lo que eso conlleva.
  • Fibromas uterinos: debido a los receptores de estrógeno en el útero, mucho estrógeno puede provocar crecimientos benignos conocidos como miomas.
  • Otros síntomas también incluyen: cambios de humor, estreñimiento, disminución del deseo sexu1al, dolores de cabeza, manos y pies fríos, entre otros.

Existen muchos factores que pueden desencadenar un desequilibrio hormonal, por eso si crees que tienes un problema con tu ciclo menstrual o tus hormonas, lo más adecuado es que acudas a consulta con un profesional médico que te indique los exámenes adecuados y dé con el diagnóstico correcto. Recuerda que tu período no debe ser doloroso ni evitar que lleves una vida plena y normal y hoy en día existen muchas soluciones. Consulta siempre a un especialista.

Para una cita conmigo, haz clic aquí.

Dra. Alejandra Galoftre, ginecóloga obstetra en Bogotá.